La Pegatina. Confeti y rumba en la Custom

Por Iram Martinez

Carmen Parejo / Fotos: Margaux Martin Rubén Sierra “Pegatina” y Adrià Salas a la voz y la guitarra, “Movidito” (Ovidi Díaz) a la percusión, Ferrán Ibáñez al bajo, Axel Magnani a la trompeta, Romain Renard y su acordeón, y finalmente Sergi López en la batería componen actualmente este grupo nacido en Barcelona en el año 2003. Rumberos por denominación de origen han sabido crear temas que combinan la rumba con la salsa o el ska entre otros.

El grupo catalán con mucho que festejar tras estos diez años de trabajo y éxito y presentando un nuevo disco sacó unas sonrisas y unos bailes a los sevillanos más rumberos que se refugiaron de la lluvia en la sala Custom. La noche se caracterizó por una espectacular actuación del grupo con máscaras, sombreros y más confeti que en una fiesta de Ana Mato. Un público entregado que no paro de bailar y dar botes y la transmisión de ese “buen rollo” característico de La Pegatina y que tanta falta hace cuando hace mal tiempo. Dando a los sevillanos un poco de primavera donde encontrar refugio al mal tiempo.

La Pegatina en la Sala Custom de Sevilla

Con un poco de retraso comenzaron con Non É Fácile de su nuevo disco Eureka! El confeti anunciaba que la fiesta acababa de empezar. Marcado por los solos de trompeta de Axel. Sin parar ni para tomar aire continuaron con Lloverá y yo veré (Eureka!) para ligarlo con Miranda de su segundo albúm Via Mandarina. Destacando la actuación de Romain y su acordeón. Continuaron con más temas de Eureka! como La ciudad de los gatos negros. Y la rumba volvió con esplendor con Lerei.

Tras El caliz de fuego tema conjunto con Amparo Sanchéz (Amparonia), aprovecharon su tono más relajado para desarrollar el momento más reivindicativo de la noche donde los músicos aprovecharon para condenar la subida del 21% del IVA para cultura. Continuaron con Flors i Violes. Y de pronto sombreros mexicanos, máscaras de lucha libre y mucho ritmo con La sorranchera llegó en el punto álgido de la noche, lluvia de confeti sobre un público entregado. La presentación de su nuevo trabajo trajo consigo temas como Lléname de Veneno y una canción compuesta conjuntamente con el cordobés Mario Díaz en perfecta combinación de sur y norte. Siguieron Muérdeme que según ellos mismos narra su propia historia. El curandero que dio pie a una guerra abierta entre el público y los instrumentos. Siguiendo con más temas de sus anteriores trabajos acompañados por platillos y bombo como Chocoloco y Lacón con Grelos. 

La Pegatina en la Sala Custom de Sevilla

Y se acercaba el final. Llegan los agradecimientos y la presentación de los componentes del grupo. Cada cual dando su toque personal. Rubén Sierra “Pegatina” surfea por el público en busca de una cerveza fría que a esas altura ya era más que merecida. Se marchan del escenario mientras el público pide entusiasmado Mari Carmen tema que se convirtió en una especie de viral hace unos años dando la vuelta por las redes sociales. Finalmente cedieron a la presión de su público y el bonus consistió en Lloverá y yo veré y Mamma Mía del y finalmente con una nueva lluvia de confeti tocaron el aclamado Mari Carmen.

Finalizó el concierto animando al público a entrar en su web y descargar el nuevo disco. Al fin y al cabo con que asistan a sus conciertos ellos se dan por satisfechos, según sus propias palabras. Y como muestra de los cómodos que se sienten entre su público terminaron fuera del escenario y rodeado por su público. Un fin de una fiesta que trajo un poco de primavera en una noche de perros.

Pincha aquí para ver todas las fotos del concierto de La Pegatina en Sevilla 

[flickrslideshow acct_name=”revistawego” id=”72157633197021234″ width=”580″ height=”450″]